lunes

Cómo combatir la obesidad infantil?

La obesidad infantil es un tema que preocupa al mundo entero, dadas las cifras que cada año se acrecientan y que hablan de una problemática difícil de erradicar en el planeta, incluso en las naciones más avanzadas.

De acuerdo a datos de la OMS, la prevalencia de los casos ha aumentado a un ritmo alarmante. Se calcula que en 2010 hay 42 millones de niños con sobrepeso en todo el mundo, de los cuales cerca de 35 millones viven en países en desarrollo.

El problema se agrava aún más si se tiene en cuenta que los niños con sobrepeso y obesos tienden a seguir siendo gordos en la edad adulta y tienen más probabilidades de padecer a edades más tempranas enfermedades no transmisibles como la diabetes y las enfermedades cardiovasculares.

No obstante, la gran mayoría de estos problemas se pueden evitar; sólo se trata de dar prioridad a la prevención y de erradicar ciertos hábitos alimenticios que devienen en la obesidad.


La causa fundamental del sobrepeso y la obesidad infantil es el desequilibrio entre la ingesta y el gasto calórico. Cada vez se hace menos ejercicio y se ingiere comidas con un mayor contenido hipercalórico. Abundante grasa y azúcares, y escasas vitaminas, minerales y otros micronutrientes, hacen que los chicos aumenten su peso.

Por si fuera poco, el ejercicio físico cada vez está más olvidado, sobre todo con las consolas de juego y las computadoras que hacen que los pequeños permanezcan horas frente a la pantalla.

La obesidad infantil se asocia fundamentalmente a la dieta malsana y a la escasa actividad física, pero no está relacionada únicamente con el comportamiento del niño, sino también, cada vez más con el desarrollo social y económico y las políticas en materia de agricultura, transportes, planificación urbana, medio ambiente, educación y procesamiento, distribución y comercialización de los alimentos.


Aumentar el consumo de frutas y hortalizas, legumbres, cereales integrales y frutos secos;
Reducir la ingesta total de grasas y sustituir las saturadas por las insaturadas;
Reducir la ingesta de azúcares, y Mantener la actividad física: un mínimo de 60 minutos diarios de actividad física de intensidad moderada o vigorosa que sea adecuada para la fase de desarrollo y conste de actividades diversas. Para controlar el peso puede ser necesaria una mayor actividad física.Fuente: OMS

¿Qué se puede hacer para prevenir la obesidad infantil?

¿Cuáles son las causas de este problema?

Publicar un comentario